Una oración cristiana para aliviar el dolor de la ruptura

La ruptura de una relación sentimental puede ser uno de los eventos emocionalmente más dolorosos que puedas experimentar. Los creyentes cristianos encontrarán que Dios puede brindarles el mejor consuelo a medida que  superen su ruptura .

Cualquiera que haya pasado por el colapso de un romance (lo que significa la mayoría de nosotros) sabe la devastación que puede causar, incluso si eres tú quien elige terminar la relación. Los cristianos deben entender que está bien llorar y afligirse por la pérdida de algo especial y que Dios está ahí para ti cuando estás sufriendo. Él quiere brindarnos consuelo y amor durante los momentos más difíciles.

Una oración por el desamor

A medida que supera su angustia, aquí hay una oración simple  para pedirle a Dios que sea su consuelo durante este momento difícil:

Señor, gracias por ser tú y por tu disposición de estar aquí conmigo durante este tiempo. Ha sido difícil últimamente con esta ruptura. Tú lo sabes. Has estado aquí mirándome y mirándonos juntos. Sé en mi corazón que si estaba destinado a ser, habría sucedido, pero ese pensamiento no siempre encaja con cómo me siento. Estoy enojado. Estoy triste. Estoy decepcionado.

Tú eres a quien sé que puedo acudir en busca de consuelo, Señor. Darme la tranquilidad de que esto era lo correcto para mí en mi vida, como lo es ahora. Señor, muéstrame que hay tantas cosas maravillosas en mi futuro, y ofréceme consuelo al pensar que tienes planes para mí y que algún día encontraré a la persona que encaje con esos planes. Asegúrame que tienes mis mejores intenciones en mente, y aunque no sé cuáles son todas esas intenciones, esto no fue parte de ellas: que un día revelarás a alguien nuevo que hará que mi corazón cante. . Permítanme el tiempo para llegar a ese punto de aceptación.

Señor, solo pido tu continuo amor y guía durante este momento difícil, y oro por la paciencia de los demás mientras trabajo con mis sentimientos. Cada vez que pienso en los tiempos felices, me duele. Cuando pienso en los momentos tristes, bueno, eso también duele. Ayude a los que me rodean a entender que necesito este tiempo para sanar y superar ese dolor. Ayúdame a entender que esto también pasará para mí, que un día el dolor será menor, y recuérdame que estarás conmigo todo el tiempo. Aunque pueda tener dificultad para dejarlo ir, oro para que me rodees de personas que me ayuden y me levanten en oración, en amor y en apoyo.

Gracias, Señor, por ser más que solo mi Dios en este momento. Gracias por ser mi Padre. Mi amiga. Mi confidente y mi apoyo.

En tu Nombre, Amén.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.