Feper a los cristianos socialistas de Madrid: decepción por la conferencia política del PSOE DESTACADO destacado

Feper hizo llegar este mail a los cristianos socialistas de Madrid:

Amigos cristianos socialistas de Madrid,

Quiero haceros llegar, no sólo por mi propia opinión sino en nombre de la FEPER,  la enorme decepción que nos produce la Conferencia Política del PSOE en lo referente a las religiones en la educación pública.
 
Lo sentimos por nosotros, pero también, y mucho, por vosotros, por el enorme trabajo de consenso que habéis hecho con un trabajo arduo en esfuerzos, prolongado en el tiempo, contrastado con gran cantidad de asociaciones y movimientos de un amplio abanico social, y que en buena parte ha quedado tirado a la basura por la inamovilidad de las "vacas sagradas" del laicismo del PSOE. 

 
Que el trabajo de la comisión sobre laicidad haya sido tirado por referencias al revanchismo, por la utilización sectaria de referencias históricas, por prejuicios, que no razones, como las que se oyen en el debate sobre laicismo, indica la bien escasa credibilidad del PSOE a nivel de democracia interna, al menos en esta cuestión. 
 
Es de lamentar, a nuestro modo de ver, cómo el PSOE, que no los cristianos socialistas, retornan a posturarse en "guerra de religión", como así lo expresan intervenciones como la de ............., ......... y más aún el último interviniente, así como la intervención en la mesa de .................... en un porque sí y, según ella misma, sin competencia ni preparación en el tema. Hacemos excepción de ...................... y la otra persona, quienes ofrecen razones para el debate. 
 
Es de lamentar que el trabajo de la comisión que, particularmente en lo referente a la inclusión curricular de la religión cultural y las increencias, podía introducir paz en las aulas, en tanto en cuanto respeta los grandes principios del socialismo: separación iglesias-estado, sin dependencias mutuas, neutralidad del estado en cuanto a las religiones, creencias, increencias e ideologías, y a la vez respeta una de las áreas de conocimiento y de aprehensión de la realidad, al parecer de muchos, necesaria para una educación integral del individuo como ciudadano e integradora para una convivencia social en paz basada en el conocimiento mutuo de las diferencias, en el respeto y la tolerancia contribuyendo a aceptar en la convivencia cotidiana la pluralidad y la diversidad como elementos enriquecedores, sumadores, y contribuir por el conocimiento a desterrar los miedos y odios que el desconocimiento y los prejuicios alimentan.
 
Lamentamos que el PSOE haya elegido dejar pasar ese tren al hacer una opción que entendemos miope, alejada de la sociedad, partidista en el peor sentido de la palabra, y que de nuevo alimenta una discordia permanente en la escuela pública y por lo mismo un malestar en la sociedad.
 
Lamentamos que la retirada de la propuesta incluida en la ponencia por la comisión sobre laicidad haya ridiculizado vuestro trabajo y el de tantos hombres y mujeres de buena voluntad que en aras de la buena convivencia han hecho cesiones en sus planteamientos originales.(De "confesionalidad sesgada" descalifica de modo denigrante Victorino Mayoral la intervención de Díaz Salazar, pero también falsamente, como si su intervención no pudiese ser calificada igualmente, y en nuestra opinión su "inclusividad" resulta hipócrita porque es excluyente y se hace acreedora de sospecha de desear el vacío para llenarlo de "su" ideología).
 
Lamentamos que el PSOE elija la discordia en vez de los senderos de la concordia que vosotros cristianos socialistas os habéis esforzado por abrir en la escuela pública.
 
Además como parte interesada, evidentemente, en cuanto profesores de religión, aceptamos de buen grado cooperar con vosotros y atender muchas de vuestras sugerencias en esta cuestión, pero nos duele que el camino andado sea pisoteado por prejuicios de "vacas sagradas" del PSOE que además mostrándose como "guardianes de la memoria histórica"  para revanchismo sobre las iglesias, especialmente sobre la iglesia católica, no estimen en nada la buena fe vuestra y nuestra y quizás tampoco la ética política y el bien común.
 
Lamentamos, por último también como parte interesada, en cuanto FEPER, desistir de apoyar al PSOE en la próxima convocatoria electoral, pues bastante es sufrir que nos claven el cuchillo, pero no vamos a cooperar a clavárnosle nosotros mismos.
Claro que pensamos que el PP no lo hace mejor, cierto que no estamos de acuerdo con su política educativa ni en el área de religión en particular.
 
Seguimos estando de acuerdo en cooperar con vosotros, porque creemos que la idea de la cultura religiosa universal ha de irse haciendo camino en la sociedad española y que nosotros también estamos contribuyendo a ello de manera "inclusiva", conceptual y metodológicamente, no excluyente, y que se ha de prolongar el esfuerzo en el tiempo. Y que además hemos de incrementar los esfuerzos por esta idea porque la creemos un buen instrumento para la convivencia social, para el conocimiento y madurez personal, y en definitiva para el proceso de humanización.
Pero con el partido ha de pasar algún tiempo para que se nos haga fiable, Si en lo que conocemos no lo es ¿qué puede pasar en lo que no conocemos?
Nos sabemos insignificantes, nuestra opinión al partido socialista posiblemente le resbale olímpicamente, como nos acaba de demostrar dejando pasar esta oportunidad tan trabajada y elaborada, sólo somos una gota más del mar social que constituimos los españoles, pero ahora somos una gota que se le resta, y sólo queremos que lo sepáis, y que lo sepáis desde nuestra sinceridad directa.
 
En cualquier caso un abrazo para los socialistas cristianos, para los profesores cristianos de la escuela pública.
FEPER